TIGRE DE TASMANIA » 4 millones de años para su extinción 

Advertisement

El Tigre de tasmania data de hace cuatro millones de años. Era el único carnívoro que vivió hasta los tiempos modernos. Obviamente, con evoluciones convergentes durante cada cierto período de su historia. Tenía características físicas de un perro salvaje pero no lo era. De acuerdo a su evolución, se dio a conocer con el nombre de Lobo Marsupial.

Advertisement

Tigre de tasmania (Tilacino)

tigre-tasmania

El Tigre de Tasmania era también conocido científicamente con el nombre de Tilacino. Debido a los escasos ejemplares fósiles que se han encontrado no existe como tal una coherencia en la anatomía de este animal, clasificado dentro de los mamíferos extintos.

Advertisement

Los estudios se reducen a un bajo número de evidencias físicas como, restos de piel, algunos esqueletos y ciertas películas en blanco y negro que había de este animal cuando se encontraba en cautiverio. A pesar de la escasa información que pueda existir, el Tigre de Tasmania no deja de ser interesante, ya que su linaje como marsupial es bastante atrayente.

Característica

Esta especie de tigre tenía muchas particularidades que lo hacían semejante a algunos tigres actuales.

Tamaño

El Tigre de Tasmania, tenía un aspecto más parecido a un perro o a un lobo, pues éste era grande y largo, pudiendo llegar a medir 180 cm de largo y 58 cm de alto. Tenía un peso máximo que llegaba hasta los 30 kg y los ejemplares machos eran más grandes que las hembras.

Pelaje

Su pelaje era liso y corto de color normalmente pardo y ambos géneros contaban con una cola larga muy similar a la de los marsupiales.

Rayas

tigra-tansania-caracteristicas El nombre de tigre se le fue dado debido a que tenía diversas rayas verticales de color negro que se visualizaban a lo largo de su lomo y espalda, haciéndolo sencillo de distinguir si se comparaba con un perro salvaje.

Su estómago era de mayor tamaño en comparación con el resto de su cuerpo. Lo que hace pensar que consumía mucho alimento a la vez. Esto, quizá para mantenerse durante algún período de ayuno forzado.

Comportamiento

El Tigre de Tasmania era un gran depredador y no solo eso, sino que además se encontraba en la parte superior de la cadena alimenticia. Lo que quiere decir que era un depredador apical, aunque tenía un temperamento nervioso.

En lo que se refiere al animal en libertad, se tienen datos limitados y se le atribuye un comportamiento similar al de su pariente más cercano conocido como el Diablo de Tasmania. Lo que sugiere que era un animal carnívoro muy agresivo.

¿En qué consistía la dieta del Tigre de Tasmania?

Los Tigres de Tasmania se mantenían en manadas y de esta misma forma cazaban a sus presas. Solían tener un trote torpe y perseguían a sus presas hasta que estas se encontraban exhaustas.

Un dato interesante sobre ellos es que sus mandíbulas podían abrirse ampliamente, pero estas no tenían demasiada fuerza. Razón por lo cual prefería cazar animales pequeños, mayormente wallabies, canguros, pájaros, ratas y phalangeriformes, entre otros.

Los ejemplares de Tigre de Tasmania que estaban en cautiverio comían bueyes, corderos e inclusive caballos.

¿Cómo era su Reproducción?

Se deduce que su método de apareamiento no era muy distinto al de cualquier marsupial normal, ya que al nacer este culminaba su desarrollo en la bolsa de su madre. Tenían antebrazos fuertes para poder subirse a la mencionada bolsa.

Sin embargo, luego de estar doce semanas protegido en esa bolsa, salía al mundo con una apariencia más similar a la de un lobo, ya que tenía miembros posteriores más largos que los anteriores.

¿Cuál era su Hábitat?

El Tigre de Tasmania vivió entre Australia, Nueva Guinea y Tasmania. Este prefería los ambientes cálidos, bosques secos de eucalipto y algunas zonas húmedas del continente australiano. Sin embargo, en lo que se refiere a Tasmania, el tigre prefería las zonas centrales y terrenos brezales costeros.tigre-tasmania-hábitat

¿Qué llevó a la extinción del Tigre de Tasmania?

La extinción de este animal no sólo es culpa del ser humano, como la mayoría de los casos de animales extintos; también se le atribuye a otro animal como lo fue el Dingo: un perro salvaje que invadió el hábitat del Tigre de Tasmania.

Además, del hombre y de el Dingo, también los estudios han descubierto otra de las causas de su extinción, la cual se deriva de enfermedades como el moquillo. Este tipo de enfermedades los afectaba mayormente cuando se encontraban en cautiverio.

Depredadores del tigre de Tasmania

Su cazador más común eran los seres humanos, ya que a este se le atribuyen numerosas cazas intensivas y recompensas que se ofrecían en base a estas.

El Tigre de Tasmania vivía en constante competencia con el ser humano, a pesar de que evitaba el contacto con estos por su temperamento nervioso. Por ello, muchos de estos ejemplares llegaban a morir a consecuencia del trauma que les causaba ser capturados.